Technology Review - Published By MIT
Advertisement

Miércoles, 26 de agosto de 2009

Cambiando la batería biológica de las células

Viene de la página 1

Por Lauren Gravitz
Traducido por Francisco Reyes

smaller text tool iconmedium text tool iconlarger text tool icon
Dos bebés de tres padres: Mito y Tracker, bebés gemelos de macaco resus, son los primeros en poseer ADN de tres progenitores—ADN nuclear de su madre y de su padre, y ADN mitocondrial de un segundo mono hembra, que heredaron a partir de un óvulo donado.
Fuente: Nature



“La técnica que utilizan, la transferencia de un eje cromosomático para obtener una nueva mitocondria que proporcione energía al óvulo, parece ser completamente ética y defendible,” afirma Arthur Caplan, bioético en la Universidad de Pensilvania. “No obstante, y aunque esta técnica no tiene muchas utilidades fuera de lo que es la corrección de problemas en la mitocondria, abre la puerta ligeramente a la ingeniería de la línea germinal.” Debido a que utiliza una parte autónoma de la célula, señala que no es lo que la gente normalmente tiene en mente cuando se habla de hacer ajustes a la genética de la línea germinal. “Sin embargo, al abrir ligeramente la puerta, estamos disputando el principio de jamás manipular la línea germinal.”

David Magnus, que dirige el Centro de Ética Biomédica de la Universidad de Stanford, está de acuerdo con que la mayoría de las preocupaciones sociales relacionadas con la ingeniería de la línea germinal no son de aplicación en este caso. Aunque también señala que el procedimiento nos conduciría a, en esencia, tres padres en vez de dos, “lo que haría los acuerdos legales y sociales más complicados,” afirma. “¿Qué ocurre si el donante mitocondrial decide, pasado el tiempo, que quiere poseer derechos paternales sobre el recién nacido?”

En dicho caso, por supuesto, nos estaríamos adelantando a la ciencia en sí misma. Hay mucho trabajo por delante antes de que el procedimiento pueda ser aprobado. La nueva técnica sólo ha sido aplicada en nueve macacos resus, tres de las cuales acabaron embarazadas (una de ellas con gemelos)—una cuota de éxito del 33 por ciento que parece ser igual a la de fertilización in vitro en pacientes humanos. Y puesto que los recién nacidos, que parecen estar sanos, aún no han alcanzado la edad reproductiva, Mitalipov y sus colegas aún no saben si el procedimiento genético tiene implicaciones que aún desconocen. El proceso también tendrá que refinarse, ponerse a prueba en más primates y en otras instalaciones de investigación antes de que las pruebas con humanos puedan dar comienzo. (El laboratorio de Oregón es conocido por sus altas cuotas de éxito, que otros laboratorios apenas son capaces de duplicar.)

Un  grupo de investigadores en Inglaterra, en la Universidad de Newcastle upon Tyne, han informado de un procedimiento similar en embriones humanos, aunque aún tienen que publicar sus resultados y no quisieron hacer comentarios acerca de la investigación de Mitalipov.

Los investigadores de Oregón creen que pueden estar listos para solicitar el comienzo de las pruebas clínicas de aquí a dos o tres años, aunque mucho de esto depende de la financiación y de la aprobación gubernamental. “Todo esto apunta a una técnica—no ofrece una terapia,” señala Wallace desde la UC en Irvine, que fue el primer investigador en descubrir mutaciones en el ADN mitocondrial causantes de enfermedades. “Es una prueba de que el concepto puede funcionar como método para tratar enfermedades mitocondriales. Y eso es un avance increíble, puesto que a día de hoy apenas tenemos nada que ofrecer a estas familias.”

Comentarios

Log In

Advertisement

Síganos en Twitter

Twitter

Reciba novedades de Technology Review a través de internet, en su móvil, o por mensajería instantánea – Siganos en techreview por Twitter!

Suscripción a las Newsletter

Suscríbase a los e-mails con las novedades semanales de TR. Introduzca su dirección de e-mail.
Advertisement
Advertisement
MIT Massachusetts Institute of Technology